Skins no es otra serie “teen”


Y es que esta serie británica ganadora de varios premios y que por la fecha ya va por su cuarta (y por ahora última temporada) no es otra serie de adolescentes más, esta no es otra “Sensación de Vivir” ni otro “Merloce Place”, muchos me dirán que esas dos series son muy antiguas y pasadas, pero la mayor parte de las series juveniles actuales existen gracias a ellas, y por supuesto coinciden en muchos aspectos: actores de 30 y muchos interpretando a jóvenes de 18, que viven en zonas ricas de los EE.UU preferiblemente en zonas costeras  donde el surf es el deporte estatal, que sé yo, lugares como LA, Miami. Jóvenes que están en unos colegios de elite, y cuyo mayor problema  es que se pondrán en el baile de graduación y si el chico o chica más popular del instituto/universidad les invitará a salir.

Pues bien, si estas harto y cansado de esto (como yo) Skins es tu serie, aquí los jóvenes de verdad tienen de 16 a 18 años, viven en Bristol, Inglaterra con lo cual de fiestas en la playa con 35º de temperatura nada de nada, tienen problemas de verdad como los que nos podemos enfrentar cualquiera  y se nos muestran asuntos que están a la orden del día: homosexualidad, drogas, peleas, embarazos, amores (por supuesto, pero no tratados de esa manera tan idílica como ocurre en las series yankis) y todos lo que nos puede pasar a ti y a mí, de eso habla esta serie.

Durante sus cuatro temporadas  se nos presentan dos grupos de chicos en su período de bachillerato y lo que les sucede durante ese tiempo, a través de los capítulos conocemos a personajes muy variados y cada episodio nos acerca a la realidad de cada uno para poder llegar a entender su conducta.

Yo sinceramente la empecé a ver por curiosidad porque había oído cosas muy buenas acerca de ella, y ciertamente engancha de tal forma que en menos de un mes y poco me he visto tres temporadas, de las cuales la que más me ha gustado hasta el momento es la tercera (me encantan los personajes de Emily y Naomi), aunque eso no quiere decir que las dos primeras estén mal, nada más lejos de la realidad.

Lo dicho si queréis ver algo diferente y que no tenga que ver con médicos o con elementos fantásticos o con cantantes a lo Hannah Montana, esta es vuestra serie, os aseguro que no os dejara indiferentes.

P.D: Un aspecto importante que no mencione de la serie es el papel que tiene la música, esta elegida al mínimo detalle encajando a la perfección con la escena, cuando veáis el final de la primera temporada veréis a que me refiero.

Aquí os dejo algunas promos de la serie para que os animéis a echarle un ojo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s